Capítulo 1

Escrito por wisewords 30-10-2017 en Ciencia ficción. Comentarios (0)

- ¿Dónde te has metido? ¡Te dije que no te entrometas en mis asuntos!

- ¡Estoy en el segundo subsuelo, por favor ven rápido! ¡ayúdame! Lo dice llorando asustadamente, gritando agitadamente, casi sin aliento, el miedo se ha apoderado de ella eso no le permite caminar, menos, llegar hasta el primer piso para salvarse.

¡Corre! ¡Corre! ¡corre!, aún alentaba a mi hermana a poder salvarse era un 30% de un 100%.

-Despierta de la pesadilla- han pasado 10 años aun esos recuerdos del sueño persisten a pesar de todo el esfuerzo por alejarse.

-¿Cómo podría olvidar esa cosa tan horripilante ¿Cómo olvidar aquel 24 de octubre?

-Ya no llores mi niña

-Lo siento Genoveva, pero se me es difícil olvidar ¡es mi hermana ¡me doy asco --las lágrimas corren en sus mejillas y frunce el ceño, su cabello blanco se pone ms frondoso de lo normal.

-Mi niña, de verdad cálmese, su padre regresará pronto ¿A caso quiere usted que su padre la vea así

Cuando más escucho las palabras confortadoras de Genoveva me dan más ganas de llorar, de coger una soga y matarme

- ¡Genoveva cuántas veces quieres que te lo repita que hasta la mínima parte de mi cuerpo odia este …!

Plash-plash-plash se escuchan las botas del rey mojadas subiendo las escaleras grandes ambas voltean la mirada hacia la puerta de la habitación

-Su padre ha llegado mi niña, cálmese y baje a lavarse la cara antes de saludar a su padre o querrá tener un interrogatorio de su padre, además, yo sería la culpable por no cuidar de usted cuando si lo hice.

La fulmina con su mirada ¿Ha terminado de hacer sus deberes? mi padre no tendría suficiente argumento para culparla, además él no me reprocha ¿qué debería hacer…? las pesadillas últimamente se volvieron continuas la veo seguido incluso a mi madre, no sé qué querrá decirme- está asombrada-

Genoveva solo agacha la mirada

-Mi niña comprendo la situación que está pasando -Lo dice mirándola fijamente

Camina hacia la puerta, toca la perilla cuando ...

- ¡Genoveva!

- ¿Sí?

-Lo siento

-Descuide

-Ese no es el problema, siento mucho haberle dicho todas esas cosas horribles de hace un momento

-No hay de que pedir disculpa, desde que entré a este castillo tengo muy en claro cuál es mi misión

-Ser ama de llaves

-Sí, pero existe algo más, ¿acaso no le gustan mis cuentos?

-No lo sé, Genoveva los cuentos me han gustado desde… siempre, aunque los tuyos son muy reales

-Mi niña, déjame decirle que mi trabajo es que amplié su mente reduciendo su creatividad atentando a que busques contradecir esa reacción a una explosión de creatividad, que abarque campos más generales.

-No logro entender…

-Pronto lo hará – se va y cierra la puerta

La pequeña no puede dejar de pensar en los problemas que se metería si dice la verdad ¿Como los demás le creerían si todo aquel reino confía ciegamente en las palabras de Gasiar?

Genoveva ha dejado una taza al parecer es ojo de halcón, lagrima de avestruz con sangre de caballo negro, coge la uña de leopardo que se encuentra al lado, lo remoja en la taza y lo verte en el quince minutos exactos después de beber se queda dormida profundamente esa poción o té es propio de Genoveva, se lo da a cualquiera del castillo cuando se encuentran agobiados.

-Mi señor, el Rey de Durenor desea verlo

  -Gracias, Teodosio, dígale que lo esperaré en el patio de armas

-Está bien, mi señor

…

-  ¿A qué has venido? - dice el Rey de Sommerlund

--Silencio absoluto—

-¿Sabes que he arriesgado la vida de mi reino? Las noticias vuelan más rápido que los hombres de la oscuridad

-Ve al punto- dice el Rey de Sommerlund

He venido a pedirte una alianza – lo dice caminando mientras rodea a Yogner

-De qué tipo, explícate

  -He pensado que lo más conveniente para ambos reinos sería… no lo sé… quizás unir nuestras tropas ¿acaso la unión no hace la fuerza?

REY DE SOMERLUND- YOGNER

¿Qué? ¿cómo se atreves a decir aquello?
¡¡¡Ah…!!! ¡auxilio! Mi señor ayúdeme, jamás olvidaré aquel día el cielo me lo anunció y yo… yo no cumplí con mi deber, no merezco llevar esta corona no soy digno de ella vi a mi pueblo llorar sangre las pequeñas chozas, el mercado, el panadero las ganaderías todo, absolutamente todo se quemaba, esa fue la primera vez que los hombres de la oscuridad o lo que sean aquellas bestias atacaron a mi reino desde aquel entonces busqué a los mejores nigromantes, videntes grises, chamanes eslizón, al Señor de la Transformación, magos Árabes, hechiceras oscuras Elfas, Arúspices, damiselas del Grial, de la Gran Inmundicia, Matarifes y maestros carniceros, chamán Ocro, Herreros Rúnicos incluso sacerdotisas Serpiente, pedí los mejores

refuerzos a reinos cercanos algunas tropas vinieron con ayuda, otros… reinos a los cuales pedí ayuda ni se acercaron, mandé a mis tropas hacia tu reino pedí refuerzo sin embargo, nunca llegaron. Aquel día del eclipse será una fecha del cual jamás podré borrar de mi mente así haga esfuerzos ¡dónde estabas cuando necesité de tu ayuda! ¿¡dónde!? No has cambiado nada Gasiar aún tienes miedo de ensuciar tu corona, de mezclar tu sangre, te conozco como la palma de mi mano.

- ¿Se encuentra bien mi Lord?

  --Sí—asintió –y qué te parece mi propuesta como te mencioné el Lago podrías ser de

No había escuchado en lo más mínimo las explicaciones de Gasiar ¿qué habrá estado hablando?

-En un posible enfrentamiento moriríamos, estoy seguro de que nos

  -Un plan excelente, Gasiar

REY DE DURENOR- GASIAR

Pasmado, pasmado es la única palabra que define lo que acaba de pasar ahora con ayuda de Yogner tendré su reino a mi poder

CONSTANZA

-Y no sabía qué hacer en ese momento, solo grité que subieras

  -Lo sé, no fue tu culpa

-Aun así, me siento culpable, yo estaba allí

  - ¿Planeas hacer algo…? Después de todo ere mi hermana

-Sí, pero qué debería hacer

  -No lo sé, qui… zás… ven-gan-za

-¿Yo? Pe, pe, pero ¿qué cosas dices hermana?

  -Bueno, si no quieres está bien además ha pasado tanto tiempo que no creo que se acuerden de mí- lo dice en un tono suave mirando a su hermana, sabe que de todos modos su hermana aceptará y hará lo que ella quiera además siempre fue así

TOC TOC TOC (suena la puerta de la habitación de Constanza) -Adelante-

-¿Con quién hablaba mi niña? La escucho hablar a diario, pero no veo a nadie o acaso tiene a sus amigos aquí y los esconde para que su padre lo vea *hace tanto frío* - (cerró la ventana rápidamente) Dime la verdad ¿a qué juegas Constanza?

No sé si contarle a Genoveva

-  Saldré un momento

 - Descuide, su padre está en el castillo del Rey Gasiar

-¿Qué hace mi padre allí?

  -Gasiar vino hoy en la mañana, se reunió con su padre luego se dirigieron a su reino – ¿qué hará mi padre allí, de qué hablarán?

-Alístame la carroza

  - A sus órdenes mi princesa